ROAD TRIP 4

"CANCUN"

Bueno, en Julio de 2005 3 miembros destacados del club del alcohol decidieron hacer un Road Trip sin precedentes, este es el relato (muuuy por encima...) de ese viaje. Esta sección va dedicada a mi amigo Macca y a mi amigo Pablo, gracias por hacer posible este pedazo de viaje junto a dos de las personas más importantes en mi vida.

Bien, primero pusimos el presupuesto y luego decidimos el destino, como se deberían hacer todos los viajes (si nuestra economía nos lo permitiese...). El caso es que decidimos ir a Cancún (o como le gusta a R.Kin Cancummm...). El Caribe sonaba muy bien y se dice que Cancún es uno de los lugares con más juerga del mundo. Había que comprobarlo. El hotel elegido era el RIU CANCUN, un hotel de la leche en el centro de la zona de juerga de Cancún, a 5 min andando de Coco Bongo, la discoteca más importante de latinoamérica.

 

Salimos el día 8 de Julio. Como no, el viaje fue movidito, 4 horas en Barajas...

Y luego el avión, el viaje eran 12 horitas nada más y nada menos pero es que además tuvimos que dar un rodeo a causa de un aviso de huracán. Tuvimos que aterrizar en Punta Cana y estar allí una horita. Conclusión, llegamos a Cancún a eso de las 9 de la noche hora de allí.

En fin, un viaje infernal... pero al fin llegamos a CANCUMMM!!!, no es fácil explicar lo que se siente al salir del avión. El calor es tan extraño que al principio piensas que se es el calor que desprenden los motores del avión, a los 2 min de estar en la calle ya tienes los brazos húmedos...y eso de noche!!!era brutal, llegamos a eso de las 9, era de noche y la temperatura superaba los 30º.

 

Mexico es un país peculiar. El aeropuerto era un escándalo, parecía una peli española de los 70, supercutre todo. Había una especie de semáforos ante el que tenías que pasar y que de manera aleatoria se ponía rojo o verde. Rojo te registraban la maleta, verde te ibas tan tranquilo y santas pascuas. Ya podías llevar un bazooka, un Kg de farlopa o un cadaver cortado en pedacitos. México que gran país.

En fin, en la salida nos esperaba el representante de nuestra agencia de viajes para llevarnos al hotel. Nos subió a la furgoneta del Equipo A y arrancamos.

Es un cuelgue absoluto, no hay reglas en la carretera, el coche más grande gana y hay coches muy grandes... En el camino al hotel no veíamos mucho movimiento, no había gente por la calle ni movimiento...que raro, nos habrían tangado?? mmm cuando faltaban un par de Km para nuestro hotel ya empezaba la juerga, menudo movidón, una plaza con 7, 8 , 9, qúe sé yo cuantas discotecas a cada cual más grande, la gente descontrolada por la calle...tremendo, aquello empezaba a calentarse. Llevábamos muchas horas de viaje encima pero, obviamente queríamos juerga así que a ver la habitación y juerga!!!

La suerte hizo que todas las habitaciones triples estuvieran llenas y nos acomodasen en una Suite jeje, pedazo habitación que teníamos!!!

CANCÚN DE DÍA

Esta son las vistas desde nuestra habitación. Era tremendo. Nos levantamos a las 9 de la mañana (sí, dormimos escasas 3 horas) y el calor era tremendo. Ante nosotros se extendía el Mar Caribe impresionante, las piscinas llenas de gente...EL CARIBE!!!

Bajamos y a privar se ha dicho, nuestra pulserita nos daba acceso a TODO el alcohol y comida que quisieramos y a buena fe que la aprovechamos, probamos todos los combinados que había en el hotel!!

Casi todo el mundo en el hotel era de EEUU, el segundo día ya nos conocían como los "españoles", la gente de animación es increible allí, no te dejan parar un segundo, hay música todo el día y, la mayoría, son simpatiquísimos (Chava era el Rey...)

Ese primer día participamos en un juego llamado beer pong que consistía en tirar una pelota de ping pong en los vasos de cerveza del equipo rival. Cada equipo tenía 6 cervezas. Si la pelota daba en el borde de algún vaso tenías que beber la mitad de penalty, si quedaba dentro tenías que beberla toda de penalty. Pablo y un servidor llegamos a la final y perdimos contra dos americanos con muy buena puntería jejemuy divertido

Aquello era el paraíso, te incitaban a privar a todas horas, todos los juegos incluían el beberte algo jeje

Las piscinas eran tremendas, había 3, una tenía una barra dentro pero daba igual, en cualquiera había camareros que a todas horas te atendían y te acercaban lo que quisieras, siempre con una sonrisa en la boca...incluso si estabas en la playa!!

Esa es la piscina del fin del mundo, tenía una caida en cascada hacia la playa y desde ella se veía todo el mar. Allí pasamos muuuuchas horas!!

Teníamos tumbonas dentro de la piscinita...todo estaba pensado para que el relax fuera absoluto y tuvieras que hacer lo mínimo en cada momento, los mexicanos además son gente muy trabajadora y servicial e hicieron que la estancia fuera mucho mejor si cabe!

También teníamos un Jacuzzi...uffff toda la vida deberíamos vivir así!!

 

Antes de hacer Banana Boat te avisaban de los riesgos que suponía (se lavaban las manos vamos...) de lo que no advertían al galés que venía conmigo y con Macca era de que ibamos a volcar la banana cada dos por tres en medio del mar Caribe (que canguelo...)

Recorriendo las ruinas de Tulum y el parque natural de Xel Ha, un auténtico paraíso!!

 

Cancún de Noche

Pero claro, en Cancún lo más importante era la noche. Es una pena que no haya muchos documentos, todo era tan intenso allí que la mayoría de las veces se nos olvidaba la cámaro o hacer fotos. En todos los locales de Cancún funciona la Barra Libre, te ponen una pulserita y a privar lo que tu quieras. La bebida no es de mucha calidad y no tiene demasiado alcohol, es más fácil emborracharse tomando cervezas que tomando copas. Cancún es por y para la noche, los servicios que ofrecen las discotecas son tremendos; por poner un ejemplo, tienen gente limpiando durante toda la noche en toda la discoteca, quizás estés bailando y pase un limpiador barriendo al lado tuya, eso sí, sin molestar apenas. Otra cosa curiosa es que la mayoría de discotecas tienen mesas en medio de la pista por si la gente prefiere sentarse (o subirse a montarla jeje)...hay demasiado que decir de la noche pero todo se reduce a un local: Coco Bongo. Nunca había visto nada igual y es muy difícil de explicar, pantallas gigantes, malabaristas por el techo, peleas aéreas de Spiderman con el Duende verde, imitadores de Lenny Kravitz, Michael Jackson, Madonna y así decenas de artistas...era un no parar, imposible aburrirse, estoy deseando volver a Cancún para volver a Coco Bongo.

Un saludo a Chava, un animador del hotel que nos hizo la estancia mucho mejor, vaya crack el tío...

La entrada de Coco Bongo ya augura que lo que hay dentro es la leche...pero es aún más bestia de lo que uno se espera!!

Muy pirados en Mexico...(ojo al guiri de detrás jeje)

Unos amigos españoles que conocimos por allí a los que también mandamos un saludo, buena gente!!

Sin comentarios!!estos notas aparecían después de que pararan la música y pusieran en la pantalla gigante unas imágenes de la Pasión de Cristo, luego la montaban haciendo malabarismos con esas telas a ritmo de techno!!

El guía del hotel nos advirtió de que ese licor era matador; palabras textuales "5 y a dormir..." Nos tomamos 12 cada uno y lo dejamos por cansancio...pero que flojos son estos mexicanos jeje

Saludos a toda la gente que conocimos allí, que fue mucha (españoles, mexicanos, colombianos, americanos, ingleses...)  y que hizo que estas vacaciones fueran las mejores de mi vida junto a dos de mis mejores amigos, Pablo y Macca. No veo el momento de embarcarme en un nuevo Road Trip con vosotros chicos. SALUD!!